Ir al contenido principal

Jugando con Woody.

La mañana de Reyes la mayoría de los niños españoles andaban abriendo los paquetes repletos de regalos que la noche anterior SS MM de Oriente les habían depositado en sus hogares. Al mismo tiempo una servidora, que de momento no goza con la sastisfacción de tener pequeños en casa aún y que tampoco está dispuesta a darle la espalda a su "yo" más infantil, ese que le pide diversión muy a menudo, también se relamía de gusto apoltronada en el sofá con su nuevo pijama de colores de Women's Secret, digo de Papa Noël, dispuesta a gozar de una de sus pequeños pero confesables vicios, disfrutar de una peli de un geniecillo que no viste de colores ni sube encima de trineos, que se sepa oficialmente claro, pero que sí proviene de Nueva York, lleva gafas y hace más magia con su cine que el ratón Mickey Mouse en todo el metraje de Fantasia. Estaba emocionada, dispuesta a destapar esta sorpresa que había permanecido oculta a mí desde el año 2002, y sin explicarme por qué narices no la habría abierto antes. Estaba sóla en casa, mi marido se encontraba en una de sus interesantes excursiones por la montaña en moto de enduro con un amigo y la mañana era toda mía. Di al play y me relajé. Pasé casi dos horas riendome sin parar, divirtiéndome de lo lindo y cuando por fín salío el fundido negro con el que Allen suele presentar los títulos de crédito finales, creedme que me dolían las mandíbulas. Cierto es que el amigo Woody se reinventó a sí mismo con la espectacular MATCH POINT, un drama genuino y brillante con el que personalmente me dejó boquiabierta. Pero lo suyo siempre ha sido la comedia, ese género tan denostado lamentablemente en la industria cinematográfica, pero que él ha sabido cultivar de un modo delicioso, como lo hizo también en su momento otro de los grandes, Billy Wilder. Cada una de las situaciones generadas por la, atención…. ceguera psicosomática del protagonista -sólo un personaje suyo podría quedarse ciego así- son hilarantes, y la ácida crítica que hace a la industria cinematográfica con una historia de cine dentro del cine (me encantan este tipo de películas: CINEMA PARADISO, CAZADOR BLANCO, CORAZÓN NEGRO, EL CREPÚSCULO DE LOS DIOSES…) llena de guiños cinéfilos, pero sobre todo guiños hacia su propia carrera artística (la peli del protagonista fracasa estrepitosamente en USA tanto en crítica como en público pero triunfa en Francia por poner un ejemplo), hacen que UN FINAL MADE IN HOLLYWOOD sea un producto, como lo llamaría Risto Mejide, muy recomendable. El protagonista, encarnado por el propio Woody Allen, es un director que abrazó la gloria en el firmamento hollywoodense y que venido a menos ve como su última oportunidad para relanzarse pasa por dirigir un film producido por la empresa del prometido de su ex-mujer, pero en el momento de emprender tan importante cometido una crisis psicólogica lo deja sin visión y a partir de ahí deberá disimular, aconsejado por su agente, y hacer ver que no está ciego, continuando su trabajo como si nada y elaborando una bazofia que no tiene ni pies ni cabeza. La atípica situación lleva a secuencias verdaderamente cómicas, que no desvelaré por si alguien no la ha visto aún, y con su sello inconfundible, el humor inteligente, mordaz y surrealista, con la que ha salpicado gran parte de su filmografía, y que a mi personalmente me pierde. Desde luego no es su obra maestra, pero qué queréis que os diga, si tengo que entretenerme de verdad en el cine que venga Woody y que me entretenga con algo así. Así que perdida, perdida, jugué con ese geniecillo maravilloso, y lo pasé como una niña con juguetes nuevos en las primeras horas del 6 de enero.

Comentarios

naidleim ha dicho que…
Yo he ido a ver Scoop cuando comenzaron las vacaciones de Navidad y es una verdadera gozada. Si todavía no la has visto no te la pierdas.

Un beso
Sett ha dicho que…
Yo no he visto scoop,he visto hace poco match point y me parecio buenisima.

Ya estas linkeada.Ahora ya somos inseparables
Arual ha dicho que…
Sí por supuesto ví SCOOP la semana de su estreno, me quedan pocas del amigo Woody por ver, me resultó divertida e ingeniosa, muy entretenida!
Sett yo también te he enlazado, jeje!
Anónimo ha dicho que…
Por lo que cuentas fue un buen día de reyes. ¿Cuales te quedan por ver de Allen?
Para el año próximo, elige una de Clooney, además del intelecto, te alegrará la vista ;) Y que conste que lo digo pensando exclusivamente en ti, jeje...
Anónimo ha dicho que…
mi preferida es maridos y esposas...también quiero un piyama nuevo...
Arual ha dicho que…
Jajaja! Pi desde luego que conoces bien mis gustos, seguiré tu consejo, pues mira me quedan poquitas por ver de Woody pero MARIDOS Y MUJERES es una de ellas, así que seguiré también la indicación de Mari a ver qué tal.
Besos a las dos!!!

Entradas populares de este blog

Burning night.

Voy falta de sueño, bueno de sueño y de muchas otras cosas, y puede que eso nuble mi entendimiento, como la solteras nublan el entendimiento de Carlos Baute y lo dejan colgado no precisamente en sus manos cada tarde en esa cosa que se parece a un programa pero que la verdad no acabo de entender muy bien que es y que se llama ELÍGEME. ¿Pero Carlos Baute no prefería a los estibadores portuarios? Siempre lo había creído así pero viendo como desnuda con la mirada a las mocetonas que entran en su plató tengo una duda más que considerable al respecto.
En fin a lo que íbamos que tengo la cabeza un poquito atolondrada (ufff esta palabra que acabo de usar era la favorita de la Hermana María, mi profe de mates de 8º EGB, así de repente me ha venido un flash de su imagen a la cabeza, no os digo que no estoy fina...) y puede que eso haga que ande un poco monotemática, pero tenéis que perdonarme, I'm happy, so happy, y no se me puede aguantar, I know.
Y es que esta noche... VAMOS A QUEMAR MESTAL…

Repetición de la prueba del talón.

El lunes una carta me dejó muy preocupada, era del Clínic de Barcelona y me decían que había que repetir la prueba del talón de mi bebe para completar resultados. Como hago siempre, y no debería hacer nunca, me puse a buscar en google qué podía implicar y claro allí me salieron todas las plagas bíblicas y como madre no veáis lo histérica que me puse.  Para explicar mejor en qué consiste la prueba y qué enfermedades detecta enlazo el post al respecto que la Dra. Amalia Arce escribió en su interesante blog, si lo leéis imaginaréis lo fatal que que me quedé ante la situación. Aquella misma tarde tenía consulta con el pediatra para la primera revisión y se lo comenté, no era mi pediatra de cabecera sino un sustituto, que revisó al niño y trató de tranquilizarme, pero con cierta frialdad la verdad. Un rato después eché mano de parte de mi tribu de mamis twitteras y ahí sí obtuve apoyo reconfortante, también por parte de la propia Amalia Arce que me envió un mail enseguida para responder a …

Mi último gran error, teletrabajo en la baja maternal.

En mi trabajo y concretamente en mi departamento ha habido en los últimos dos años cuatro embarazos, el último el mío. Con la crisis y los recortes, que os voy a contar, se decidió no sustituir esas bajas maternales y siempre nos hemos ido apañando entre el resto para sacar adelante el trabajo de la que no estaba. La baja anterior a la mía fue de una mama primeriza muy responsable en su trabajo, dicho sea de paso, que se ofreció voluntaria a teletrabajar desde casa para que no nos colapsáramos tanto las que nos quedábamos en la oficina y al gerente de la empresa le encantó la idea. Ella estaba de baja pero se apuntaba las horas que hacía en casa y luego esas horas se las descontaría a la vuelta al tajo.
Cuando me quedé embarazada y al cabo de tres casi cuatro meses lo conté en la empresa mi jefe no tardó ni cinco minutos en proponerme que hiciera lo mismo que mi predecesora en estado. Y yo la verdad es que inconsciente, le dije que sí.
Con el paso de los meses seguí manteniéndome en e…