Ir al contenido principal

Entradas y salidas.

Si tuviera el mismo tino para acertar mi fecha de parto como el que tengo para acertar a los expulsados de SUPERMODELO os juro que me daba un premio a mí misma, pero no será el caso. Hoy salgo de cuentas y como ya os vaticiné el viernes sigo igual, las cuentas salieron y mi peque de momento parece que se queda. Que os digo yo que mi bebé está genial aquí dentro, y eso que le explico a todas horas que mañana debuta la selección española en la Eurocopa y se lo va a perder a este paso, pero él ni caso, o el combinado español le emociona tan poco como a mí (el "podemos" de Cuatro me provoca trastornos gástricos) o es que debe pensar que hay mucho follón con tanta huelga de transportistas y pescadores y prefiere que se calme un poco la cosa, el pobre no sabe que en este país nunca se calma nada. Además también trato de decirle que su mamá tiene muchas ganas de ver su carita y cerciorarse de que todo salga bien, pero él me parece que va a su bola, aisss qué jóvenes empiezan... Los que sí han salido han sido Luís y Raquel de la "sentro de formasión", ya lo sabía yo, el mozo que no evolucionaba y no sabía tomarse bien los consejos de sus profesores, tenía unas ganas de largarse que para que ya, y el público le ha premiado. La galleguiña por su parte se daba por expulsada ella solita y claro los de casa también le ha hecho caso. Aunque yo personalmente pienso que era muy mona y muy estilosa, mejor que Yara, pero la audiencia no soy yo. Eva estaba claro que se quedaba, alta, rubia y delgada, esa llega a la final, os lo digo yo, aunque no va a ganar porque ganará Mamen, fijo. De todos modos para eso Eva tendrá que esforzarse y quitarse esa manera zancuda de desfilar que me provoca desprendimiento de retina cada vez que la veo xddd!!!
Y en otro orden de las cosas hoy visto lo visto, que esto va para largo de momento, he aprendido que he de aprovechar bien mi tiempo en el hospital. El control de bienestar fetal y de contracciones a través de monitores es un control rutinario a partir de la semana 38 de embarazo. Eso es media horita mínimo tumbada en una cama con un par de cinturones con aparatejos medidores en la barriga para analizar la actividad del bebé y las contracciones, si es que las hay. La media horita o más se hace larga por eso y luego está la cola en la consulta del tocólogo que también se las trae. Entre pitos y flautas pierdes media mañana esperando y vagando cual alma en pena por el recinto sanitario. Así que hoy me he llevado a "Harry Potter y las reliquias de la muerte" para que me hicieran compañía y fíjate que ha funcionado. Se me ha pasado volando el tiempo. Ya lo comentaré cuando lo acabe si me da tiempo. De todos modos soy demasiado fan del mago de las gafitas y seré poco objetiva en la crítica, así que igual os ahorro la tortura.
De lo que sí no me puedo callar la boquita, ni frenar los deditos en el teclado, es para acribillaros con el comentario del final de temporada de LOST que me vi anoche. No seguir leyendo si no se ha visionado, meteré spoilers. Si el de la tercera temporada, "Through the looking glass" me pareció brillante, el de la cuarta, un tres en uno en toda regla llamado "There's no place like home", se me antojó el culmen perfecto a una "season" genial, redonda y circular. Aún nos quedan dos temporadas para conocer todos los detalles y recovecos de LOST, qué ganas tenemos, pero eso no será hasta 2010, y luego pensemos el vacio tan grande que nos dejará a los fans de la serie, será tremendo, pero mientras hemos de reconocer que nos hemos quedado satisfechos averiguando por ejemplo quiénes son los seis que salen de la isla y cómo lo hacen, constatando desde ya mismo que Kate debe quedarse con Sawyer y jurarle amor eterno porque ese chico es lo mejor con diferencia que va a tener en su vida (casi me desmayo en la escena guiño "Davidoff" que se da saliendo del mar, aisssssssss - suspiro profundo), que Sun debe vengarse por perder a su marido, yo soy de la teoría de que Jin muere al igual que Michael, que Ben no importa que esté dentro o fuera de la isla, él siempre tiene que dar que hablar, y bueno, que la isla se mueve, en el espacio y en el tiempo, y que quien lo hace se mueve también (estoy casi segura de que es así, de hechos los ocupantes del helicóptero lo ven, los del bote también, y bien clarito, ahora está después no está), que para bien o para mal el padre de Penny ha tenido que estar en la isla (esto ya es una idea que ronda por mi cabeza no estoy segura), vivir en ella, para conocerla tan bien y querer encontrarla de nuevo con tanto ahínco, porque sabe qué poderes esconde, y bueno un sinfin más de conclusiones que no voy a ennumerar más para no hacer el post demasiado largo. En fin que de momento y hasta febrero de 2009, fecha en la que veremos como Jack y Ben se las arreglan para convencer a los "Oceanic six" de que hay que volver, esto es todo amigos y creo que nos han dado suficiente información como para colmar nuestra sed "lostiana". Yo para finalizar os dejo con el momento culmen de este capítulo en tres partes, la escena en la que Ben mueve la isla, efecto simple, rudo, pero efectivo, a mí me puso los pelos de punta...

Bueno para finalizar bien finalizado y para deleite de mi misma y de las fans de Sawyer como yo, inserto también la escena en la que le pide a Kate qué debe hacer por él:

Y ahora sí que hasta luego!

Comentarios

Ivan Avila ha dicho que…
el follonero de la sexta a ver que hace en la eurocopa jejeee


besitos
Ra está en la aldea ha dicho que…
Qué pena, me encantaba Raquel. Yo creo que va a ganar Catalina la divina, que es tan zorrupia y está tan encantada de haberse conocido que sólo nos puede dar grandes momentos.
Arual ha dicho que…
Hoichi: Nada bueno seguro... jajaja!!!

Ra: Catalina finalista también seguro, divine, divine, pero yo creo que ganará Mamen, ya veremos...
Vargtimen ha dicho que…
Uff, hace un montón que no veo Supermodelo.

Tu niño se ha perdido el ver hoy jugar bien a España. Ya no toca otro buen partido hasta que tenga edad de afeitarse y salir con chicas.

Está muy requetebien el 7º libro de Harry Potter.

Lo mismo opino de Perdidos, una gran temporada, aunque antes me gustaba más la serie. Todo este rollo de islas que se mueven con ruedecillas y palancas, falsos aviones sumergidos en el mar por gente malvada, viajes en el tiempo y rivalidades entre Ben y Widmore por ver quien se queda la isla como en el Monopoly, no me convence. Y tanto flash-forward le resta muchas sorpresas... Me gustó más la 3ª temporada.
Arual ha dicho que…
Vargt: Pues sí vaya partidazo el de ayer, me subió el orgullo patrio una barbaridad, la verdad. Ahora bien esto como tú dices lo ves una vez cada mil años, es como un fenómeno atmosférico de esos extraños que estudian los científicos, o a lo mejor en vez de jugar en Innsbruck estaban en la isla de PERDIDOS y por eso tenían poderes especiales para tocar el balón, yo que sé...
En cualquier caso te digo que la tercera temporada me hizo reengancharme en serio a la serie de LOST y en esta ya me tienen atrapada en vena, sí, hay mucho follón aún por descubrir, sobre todo lo relacionado con Widmore pero bueno una vez se sabe que se puede salir de allí hay que poner más leña al fuego para aguantar las dos temporadas que quedan y yo creo que lo han atado todo bastante bien, en fin que estoy encantada.
Y bueno del final de Harry Potter aún no puedo decirte nada estoy en ello pero vaya con el tiempo libre que me está regalando mi niño estos días de más no creo que tarde mucho en ventilármelo...

Entradas populares de este blog

Burning night.

Voy falta de sueño, bueno de sueño y de muchas otras cosas, y puede que eso nuble mi entendimiento, como la solteras nublan el entendimiento de Carlos Baute y lo dejan colgado no precisamente en sus manos cada tarde en esa cosa que se parece a un programa pero que la verdad no acabo de entender muy bien que es y que se llama ELÍGEME. ¿Pero Carlos Baute no prefería a los estibadores portuarios? Siempre lo había creído así pero viendo como desnuda con la mirada a las mocetonas que entran en su plató tengo una duda más que considerable al respecto.
En fin a lo que íbamos que tengo la cabeza un poquito atolondrada (ufff esta palabra que acabo de usar era la favorita de la Hermana María, mi profe de mates de 8º EGB, así de repente me ha venido un flash de su imagen a la cabeza, no os digo que no estoy fina...) y puede que eso haga que ande un poco monotemática, pero tenéis que perdonarme, I'm happy, so happy, y no se me puede aguantar, I know.
Y es que esta noche... VAMOS A QUEMAR MESTAL…

Repetición de la prueba del talón.

El lunes una carta me dejó muy preocupada, era del Clínic de Barcelona y me decían que había que repetir la prueba del talón de mi bebe para completar resultados. Como hago siempre, y no debería hacer nunca, me puse a buscar en google qué podía implicar y claro allí me salieron todas las plagas bíblicas y como madre no veáis lo histérica que me puse.  Para explicar mejor en qué consiste la prueba y qué enfermedades detecta enlazo el post al respecto que la Dra. Amalia Arce escribió en su interesante blog, si lo leéis imaginaréis lo fatal que que me quedé ante la situación. Aquella misma tarde tenía consulta con el pediatra para la primera revisión y se lo comenté, no era mi pediatra de cabecera sino un sustituto, que revisó al niño y trató de tranquilizarme, pero con cierta frialdad la verdad. Un rato después eché mano de parte de mi tribu de mamis twitteras y ahí sí obtuve apoyo reconfortante, también por parte de la propia Amalia Arce que me envió un mail enseguida para responder a …

Mi último gran error, teletrabajo en la baja maternal.

En mi trabajo y concretamente en mi departamento ha habido en los últimos dos años cuatro embarazos, el último el mío. Con la crisis y los recortes, que os voy a contar, se decidió no sustituir esas bajas maternales y siempre nos hemos ido apañando entre el resto para sacar adelante el trabajo de la que no estaba. La baja anterior a la mía fue de una mama primeriza muy responsable en su trabajo, dicho sea de paso, que se ofreció voluntaria a teletrabajar desde casa para que no nos colapsáramos tanto las que nos quedábamos en la oficina y al gerente de la empresa le encantó la idea. Ella estaba de baja pero se apuntaba las horas que hacía en casa y luego esas horas se las descontaría a la vuelta al tajo.
Cuando me quedé embarazada y al cabo de tres casi cuatro meses lo conté en la empresa mi jefe no tardó ni cinco minutos en proponerme que hiciera lo mismo que mi predecesora en estado. Y yo la verdad es que inconsciente, le dije que sí.
Con el paso de los meses seguí manteniéndome en e…